No me gusta creer en las medias tintas ni en las medias sonrisas que nunca sumándolas harán un sonrisa entera

A mi no me gusta que lo tengas claro en la barra del bar, pero luego naufragues en las aguas bravas de mi condición

No me gusta el baile que es solo para los guapos, y que cuando escupes al cielo le caiga a otro que no seas tú

A mí no me gusta tus palabras que son vacías como pompas de jabón ni tus actos que me separan más de mi integración.

No me gusta ser fuente de parque que no echa agua, ni columpio roto en el que solo se balancea tu imaginación

A mi no me gusta el helado caliente ni la sopa fría, ni la barra de labios que cuando se usa hace menos bella a la persona que la usó

No me gusta tu bolsillo Roto del pantalón por el que se cae mi inclusión, ni la chupa que te pones porque en el autismo hay días sin sol

A mi no me gusta que chilles, ni que me pongas barreras, cuyo criterio al construirlas son sin ton ni son

No me gusta que me abrigues, para que tú conciencia no tenga frío y tampoco tú agua, cuando al qué calmas, no es al mío si no a tu corazón

Me gustan los que arriman su hombro para que no se derramen más lágrimas que no saben su origen,

y me gustan los que se levantan pensando que el día tiene muchas horas para ayudar a los demás y muy pocas para excluir a nadie

Me gustan los que me ayudan y jalean mi nombre: VENGA LUCAS TÚ PUEDES¡¡¡¡ aunque sea para un simple tan hecho como llenar un vaso de agua

y me gustan los que me comen a besos, porque yo no sé darlos.

Me gustan los que cantan esperando que yo esté mejor, y me gustan lo que me traen chocolate porque saben que algún día les daré ese abrazo que

tanto reclaman.

Me gustas tú que me quieres, y que te da igual mi condición, porque me quieres como soy, no como lo que le gustaría que fuera a mucha gente.

Y No me gusta el que no integra, a mí no me gusta en definitiva la sin razón……….

Reflexiones de una persona con autismo